Una Breve Historia de Casi Todo, de Bill Bryson

Ustedes saben que Bill Bryson es un autor particularmente favorecido en este blog. Lo que me gusta de él es que, siendo absolutamente estricto en su investigación y documentación, sus intereses se muieven en un rango tan amplio que sus libros representan una sorpresa continua. Y además, tiene un gran sentido del humor.
Una Breve Historia de Casi Todo, que en su día fue (y sigue siendo) todo un éxito de ventas, público y crítica, trata de «cómo pasamos, en concreto, de no ser nada en absoluto a ser algo, luego cómo un poco de ese algo se convirtió en nosotros y también algo de lo que pasó entretanto y desde entonces». Lo curioso es que esta tímida frase abarca toda la historia del universo, nosotros incluidos (aunque seamos una micronésima fracción de esa historia), y de lo que hemos desentrañado hasta el momento y cómo lo hemos hecho. Lo cual ya constituye en sí una buena historia, podríamos decir que una novela magnífica, porque en nuestro conocimiento de las ciencias que rigen el mundo (física, química, geología y biología) hemos ido muchas veces del error a la certeza, cuando no marchado de la genial intuición al error.
Y es una historia que sigue en marcha. No hace ni un mes que se anunciaba que se habían descubierto algunas de las funciones del llamado "ADN Basura", que se intuía que servía para algo, pero no se sabía bien para qué.
Los méritos de Bryson son hacer que esta historia resulte comprensible, lo cual es algo difícil, sobre todo cuando la física llega a un punto en que se parece a la metafísica cuántica; y hacer que resulte ágil y, sobre todo, amena.
También hay que reconocer su brevedad. Cuatrocientas y pico páginas para resumir la historia del universo y lo que contiene (o lo que sabemos que contiene) pueden parecer hasta pocas, pero Bryson se las apaña muy bien para conseguirlo, haciendo unas cuantas reflexiones de paso sobre qué queremos hacer los humenos en este universo, lo que deberíamos hacer y recordarnos que somos muy frágiles, y lo seremos aún más si vamos destruyendo nuestra casa, es decir, el planeta que nos sostiene (o nos soporta, muchas veces).
Bryson tiene la intuición genial de hacer que la teoría científica deje paso a la historia de los descubrimientos, incluyendo unos simpáticos retratos de los descubridores, y estimular, paso a paso, la curiosidad del lector. En su recorrido de lo más grandioso a lo más pequeño, y de regreso a la inmensidad, pero con nosotros incluidos en ella, esa curiosidad benéfica no puede quedar satisfecha del todo, porque queda mucho por lo que sentirse curiosos, pero lo más importante de este libro es que cualquiera, después de haberlo leído, podrá encarar cualquier noticia científica que se precie con conocimiento de causa, sin que le suene a algo arcano y desmedido que es incapaz de comprender sin haber cursado (por lo menos) una licenciatura. Es un mérito enorme, un libro que resulta, a la vez, apasionante como una novela de viajes e instructivo como un buen libro de texto (cosa, esta última, que apenas existe en el mundo educativo). Cualquiera que quiera saber de ciencia sin dedicarse a ella debería adentrarse en Una Breve Historia de Casi Todo. Y dejarse llevar por la alegría de saber, sin más.

(A Short History of Nearly Everything)
RBA Libros
Barcelona, 20045 [2003]

Portada y sinopsis


btemplates