Jazz Porque Sí: Cab Calloway

Sí, Cab Calloway. Es más que probable que no sepan quién es, aunque lo hayan visto en persona o inerpretado por un actor. Porque, si han visto la película Cotton Club, allí aparecía en la ficción la orquesta de Calloway, que sucedió en ese club a la de Duke Ellington. Mejor todavía, si han visto Granujas a Todo Ritmo (The Blues Brothers), quien hace de maestro de ceremonias en la actuación final de los dos protagonistas es el mismo Cab Calloway, y es quien, para amenizar la espera, canta su canción fetiche, Minnie the Moocher.
Un tipo increíble, vestido con frac con faldones enormes, armado de una batuta larga como su brazo, que agitaba mientras saltaba por el escenario, cantando sus canciones, siempre llenas de "jive", la jerga jazzística por excelencia de los años 20 y 30.
Pero, amigos y vecinos, haciendo sólo el payaso no se sucede en el puesto a Duke Ellington. El hecho es que Calloway tenía olfato para todo: para los gustos del público, para el ritmo, para el espectáculo, para elegir a los músicos (Dizzy Gillespie, por ejemplo, empezó en su banda).
Y una voz única, que le ganó el apodo de "Hi-de-ho Man", y que empleaba en canciones con un estilo reconocible de inmediato. Y cuando digo única es única. Nadie ha cantado como Calloeay.
Y puedo asegurarles además que su banda tenía un swing imparable, como podrán comprobar.
Atentos a las palabras del Cifu, que como siempre pone en situación la música. Otros programas dedicados a Calloway los podrán encontrar en los podcasts de Jazz Porque Sí en Radio Clásica de Radio Nacional de España, a la que agradezco por ponerlos a disposición pública.
Que disfruten.

Nota para la audición: Si el reproductor de RNE fallara, cosa que sucede con demasiada frecuencia, y no se mostrara bien en su pantalla, debajo de la caja del reproductor hay una serie de enlaces. Clicando sobre el último de ellos aparecerá la pantalla de los podcasts de Jazz Porque Sí, con un reproductor que, esta vez sí, reproducirá a la perfección el programa.

btemplates